En México existen dos especies: una adaptada a los matorrales de los desiertos del norte del país, y la otra, de mayor talla, que vive en los árboles de las regiones tropicales. El cacomixtle de los desiertos (Bassariscus astutus), como éste, hace sus madrigueras en oquedades de acantilados y se alimenta de pequeños roedores, aves y reptiles. Es un vagabundo nocturno y suele cazar pollos y otras aves de los corrales de las casas, de ahí su nombre.